Saltar al contenido
PerrosGatosOnline.com

Pomeranian

Pomeranian
5 (100%) 8 votes

Pomeranian: Tu nueva mascota

El perro Pomeranian es uno de los perros más elegantes y apreciados por los amantes de las razas pequeñas y toy. Su tamaño y pelaje los asemeja a menudo a pequeños peluches. Esta raza de perro es sin duda un buen compañero que aportará alegría y felicidad a su dueño en cada día.

Hay varios aspectos que debemos conocer con respecto al Pomeranian si deseamos criar uno, dichos aspectos son:
• DIMENSIONES Y PESO: Los Pomeranian son perros bastante pequeños, sus dimensiones apenas alcanzan los 22 cm de altura, además cuentan con un peso de 1,5 a 3 kg.

• TIERNA APARIENCIA FÍSICA: Su apariencia linda los vuelve uno de los perros más demandados, en general parecen eternos cachorros, su cabeza recuerda a la de un zorrito con orejas puntiagudas y ojos grandes y profundos, esta configuración es lo que produce su característica expresión facial tan atractiva.

• ESPACIO NECESARIO PARA VIVIR: Los Pomeranian son perros de pequeñas dimensiones, además son bastante frágiles, en general prefieren tener un lugar en interiores para estar cómodos pero no necesariamente debe ser un espacio amplio, el área de un apartamento es ideal para ellos.

Si quieres adoptar un lindo Pomeranian pero vives en una residencia rural es preferible que el perro se mantenga la mayor parte del tiempo en interiores, sobre todo si en tu región existen depredadores salvajes. Algunos animales que pueden ser potencialmente peligrosos para estos perritos son los zorros y las águilas, los cuales suelen confundirlos con sus presas habituales (conejos y liebres).

Pomerania

Si queremos evitar que salga será necesario tapar cualquier rendija potencial, ya que su pequeño tamaño les permite entrar y salir a través de hendiduras muy pequeñas.

• EJERCICIO NECESARIO: No son los perros más fanáticos del ejercicio, por eso sus dueños deben asegurarse de obligarlos a realizar actividad física, no tiene por qué ser una rutina muy exigente, un paseo ligero es suficiente. Debemos evitar que estos perros salten constantemente de los muebles, ya que el trauma mecánico repetitivo puede lesionar sus articulaciones.

• ESPERANZA DE VIDA: A pesar de sus características frágiles, los Pomeranian son perros que en general gozan de buena salud, pudiendo vivir de 14 a 18 años por lo tanto podemos esperar que nos acompañe durante buena parte de nuestras vidas, sin embargo es necesario que cuente con cuidados de salud adecuados.

Los problemas más habituales incluyen dolencias tales como enfermedades cardíacas, renales y osteoarticulares, por lo tanto un control periódico con el veterinario es necesario para verificar la existencia de alguna patología crónica y evitar su progresión.

Así mismo son necesarios algunos cuidados básicos como el cepillado de dientes, para así evitar la caída de piezas dentarias, la cual es una patología común en esta raza. También es necesario realizar la desparasitación tanto interna como externa y realizar la vacunación en los momentos que sean necesarios.

• PELAJE: Es de doble capa con una subcapa suave y una capa externa lisa no apegada al cuerpo. El tórax, cuello y hombros son áreas con pelaje particularmente abundante. Los colores del manto varían mucho, pudiendo ser blancos o negros hasta café, rojizo, naranja, distintos tonos de gris, entre otros. Este pelaje demanda cuidados especiales que incluyen un cepillado con dos cepillos distintos y sesiones constantes en la peluquería canina.

• CLIMA ADECUADO: No los afecta mucho los climas fríos gracias a su grueso pelaje, sin embargo los climas calurosos pueden presentar un reto, por lo tanto es mejor que se encuentren en el interior de las viviendas si la temperatura aumenta más allá de cierto punto.

Pomeranian

Son perros muy amistosos, forman vínculos inseparables con sus dueños de los cuales depende profundamente, no son perros que puedan quedarse solos mucho tiempo, por ende antes de adoptar uno es mejor asegurarse de contar con el suficiente tiempo libre para compartir con ellos.

Son muy cariñosos y para nada agresivos, sin embargo es posible que muestren cierta reservación hacia los desconocidos, después de todo no son solo lindos, sino también muy inteligentes.

Son perros frágiles, por lo tanto aunque su aspecto los hace muy populares con los niños, es mejor que los infantes no interactúen con él en exceso para evitar posibles accidentes en los que salga lastimado.

Para las personas mayores son un compañero ideal, la relación entre ambos es de beneficio mutuo, los perritos reciben todos los mimos y cuidados que los ancianos puedan darles y a cambio les otorgan amor y les ayudan a lidiar con la soledad.

Pomerania

Aunque no suelen tener problemas con otras razas de perro es mejor no juntarlos con razas grandes o agresivas que pudiesen herir a los Pomeranian.

Historia del Pomerania

El Pomerania tal y como lo conocemos hoy en día es un perro criado de forma relativamente reciente, probablemente sea el resultado de un proceso de cría de apenas doscientos años, sin embargo si queremos conocer su origen debemos ir más lejos, hasta los antiguos perros de trabajo apreciados en Grecia y Roma.

Estos perros se expandirían por toda Europa consiguiendo características distintivas en cada región a donde iban, es así como aparecieron los perros Lobo de Spitz (Wolfspitz), lo cuales son considerados como antepasados directos de los Pomeranian actuales, también se les conocía como perro-zorro o Loup-Loup.

Los Wolfspitz fueron registrados desde el siglo II a.C. eran perros utilizados para controlar a las ovejas en buena parte de Europa y para dirigir a los renos y tirar de los trineos en la región ártica de Siberia. Sin duda eran perros grandes, con gran fuerza, pesaban unos 22 kg y en ocasiones llegaron a pelear contra los lobos reales para proteger al ganado.

El nombre Pomerania apareció por primera vez en 1792, y hacía referencia a un lugar donde predominaban este tipo de perros, el ducado de Pomerania, el cual se encontraba entre Alemania y Polonia.

Del Wolfspitz al Pomeranian actual

Durante los últimos 200 años han cambiado muchas cosas con respecto al Pomerania, para empezar su tamaño ha ido disminuyendo drásticamente, debido entre otras cosas a la fascinación que mostraron los miembros de la nobleza por estos perros y la moda de llevar perros en el regazo.

Es así como se llega a la conclusión de que sería necesario disminuir el tamaño de la raza para cumplir con los estándares deseados, gracias a tal proceso los Pomeranian ya habían alcanzado los 9kg durante la época victoriana.

Pomeranian

Pomeranian

El color de su pelaje también cambió, aparecieron varias tonalidades en cada país donde era criado, por ejemplo los blancos provenían de Francia y los rojos de Italia.

La reina Victoria personalmente crió varios Pomeranian, siendo esta una de las razas más apreciadas por esta monarca con un marcado interés por los perros, los perros de la reina Victoria contaban con un peso de aproximadamente 6kg y en ocasiones presentaron colores que no eran comunes en aquella época, incluso fueron considerados como “indeseables” por ciertos criadores, pero sin duda todos estaban de acuerdo en que eran hermosos ejemplares.

El amor de la reina Victoria fue probablemente uno de los catalizadores más poderosos para impulsar la popularidad de los Pomeranian a nivel mundial.

Es así como el Kennel Club de Inglaterra reconoció a esta raza en 1870 bajo la denominación de Spitzdog y a finales del siglo XIX y principios del siglo XX eran perros tan demandados que su valor llegó a alcanzar las 250 libras, siendo para ese momento los perros más caros en el mercado.
Al ser tan costosos muchos criadores empezaron a obligar a sus perras a producir camadas con frecuencias que serían impensables hoy en día, por ejemplo se sabe de una perra que parió 24 cachorros en un lapso de 54 semanas.

Los ejemplares de la época solían mostrar algunos signos de degeneración producto de una intensa endogamia, por ejemplo ciertos perros habían perdido la cabeza de zorro que es tan distintiva en los Pomeranian. Afortunadamente la oferta finalmente supero a la demanda y el costo de los cachorros descendió notoriamente.

El Pomeranian en la actualidad

Pomeranian

En 1891 se creó el Pomerian Club inglés y se redactó el primer estándar, para ese tiempo los perros debían ser divididos según su tamaño en mayores de 7,2kg, entre 7,2 y 3,2kg y menores de 3,2kg, estos últimos eran denominados “miniatura”. Los perros de mayor tamaño no gozaban de gran aceptación por los que siguieron siendo criados fueron los pequeños que originarían al Pomeranian actual con un estándar de solo 1.8kg a 2.5kg.

El primer Pomeranian oficial del American Kennel Club fue inscrito en 1888, sin embargo esta raza no sería reconocida en los Estados Unidos hasta el año 1900 y en el año 1909 se creó el American Pomeranian Club.

Una vez que fueron aceptados en las exposiciones caninas sus inscripciones aumentaron notoriamente en número, sin embargo la Primera Guerra Mundial produjo un golpe importante a la popularidad de los Pomeranian debido a su origen alemán.

Sin embargo los Pomeranian regresaron años después como fuertes contendientes en los concursos de las federaciones caninas oficiales e incluso consiguieron el título de campeón estadounidense en 1996.

Pomerania

En la actualidad los Pomeranian son pequeños perros del hogar, muy diferentes a sus aguerridos ancestros que combatían lobos, aunque ya no ayudan a sus amos en el trabajo se han convertido en una tierna mascota que alegra la vida de miles de personas a nivel mundial.

Características de la Raza

Esta raza de tamaño miniatura de origen nórdico cuenta con un aspecto único y una serie de características propias que lo hacen ser sumamente atractivo y le han valido su popularidad a lo largo de los años. Desde su pequeño tamaño hasta la forma de su pelaje, junto con un temperamento vivaz, lo han puesto entre los favoritos de las razas toy.

Algunos de los rasgos mas llamativos en estos canes están precisamente en torno a su pelo, que tiene doble manto, la capa externa es bastante densa y su textura es un poco mas áspera que la interna, por esto tiene un aspecto con mucho volumen. En la cola los mechones largos y abundantes son típicos, junto con la forma de llevarla en alto, plana sobre el lomo.

En cuanto a su expresión y temperamento se trata de un perro que siempre permanece alerta, son inteligentes y la expresión de su cara lo refleja, son inquisitivos y curiosos. Además son perros que buscan mantener el control, buscan mantenerse al mando, en su forma de andar demuestran este característico temperamento de jefe.

Tamaño, peso y proporción

Pomeranian

El peso de estos pequeño va desde las 3 a las 7 libras, o lo que es lo mismo de 1 a 3 kilogramos, en general los perros que se usan para exhibiciones se encuentran desde las 4 a las 6 libras, dígase desde los casi dos kilos a pomo menos de 3 kilogramos, los ejemplares adultos que estén por encima o por debajo de este rango no son considerados para competiciones.

En cuanto a sus proporciones se refiere, estos perros son cuadrados, por lo que son tan altos como largos, la medida desde su esternón hasta las asentaderas es igual a la medida desde sus hombros hasta el suelo. Se caracteriza por tener un cuerpo que se aprecia proporcionado con un lomo corto.

Asimismo, el cuerpo del perro luce robusto, con huesos fuertes y miembros musculosos. Su pequeño tamaño no lo hace ser un animal enclenque, al contrario conservan sus características similares a la del lobo, lo cual les da la fortaleza para sobrevivir en los ambientes inclementes de las tierras nórdicas.

Cabeza

Esta correctamente balanceada con el cuerpo, vista desde arriba luce ancha y desde su parte posterior hasta la punta de la nariz forma una cuña. El cráneo es redondeado, pero no llega a ser tan pronunciado para considerarlo abovedado. La expresión es considerada como la del zorro, en referencia a su actitud aleta e inteligente.

Ojos y oídos

Los ojos de estos canes tienen forma de almendra, por lo general son oscuros y de tamaño mediano con una mirada siempre iluminada. Se encuentran bien colocados dentro del cráneo, por lo que no lucen saltones pero tampoco hundidos, están separados de forma tal que los rasgos faciales luzcan simétricos y en proporción.

La pigmentación de los parpados es muy importante y corresponde con el color general del pelaje, en la mayoría de los casos son de color negro, con exceptuando en los ejemplares de color marrón y en aquellos color azul, en estos casos el color del parpado será el del pelaje.

Un rasgo importante en este can son las orejas, las cueles contribuyen enormemente a la expresión de su cara, estos están ubicadas altas en la cabeza, son pequeñas y las llevan erectas siempre. Cuando se encuentra en competencia la posición de las orejas y el que estén erectas tiene mas peso que el tamaño de las mismas.

Hocico y Mordida

Pomeranian

El hocico de estos canes es corto, delgado, no debe lucir tosco ni respingado, representa 1/3 a 2/3 del total del radio del cráneo. La nariz es coloreada de negro con las mismas excepciones de pigmentación que en los parpados en los ejemplares de color marrón y azul.

La mordida es de tipo de tijera, se puede considerar aceptable que un diente este fuera de posición, pero en líneas generales la alineación y buena oclusión deben ser adecuadas, si la mordida esta desviada o torcida, se considera una falta grave en el estándar.

Cuello y cuerpo

El cuello en estos canes se asienta correctamente sobre los hombros y es lo suficientemente largo para permitirle mantener la cabeza en alto con orgullo. Desde los hombros hasta la grupa la línea superior del cuerpo se mantiene recta.

El cuerpo es compacto con la forma de las costillas bien definidas. El pecho tiene forma oval y se extiende a la altura de los codos con el esternón pronunciado. El dorso luce bien acoplado a los hombros es corto, recto y bastante fuerte, el lomo es corto con un pequeño pliegue. La grupa es plana.

La cola de este perro lleva una de sus principales características de esta raza, algo  que resulta distintivo. Se origina en un punto alto al final de la columna, esta densamente cubierta por mechones de pelaje, llevándola en alto y plana sobre el lomo. Se considera una falla al estándar que la cola tenga un origen bajo.

Cuartos delanteros

Los hombros están dispuestos hacia atrás con la distancia del omoplato y la parte superior de la pata casi igual, el codo se mantiene cerca del cuerpo sin estar inclinado hacia adentro o hacia afuera. Cuando se las ve desde el frente las patas lucen separadas y paralelas una a la otra, ubicadas detrás de la parte frontal del pecho.

La distancia del codo al hombro y del codo al suelo es prácticamente la misma, los hombros y las patas delanteras son bastante musculares y terminan en cuartillas rectas y fuertes.

Los pies son redondos y con los dedos bien arqueados y muy juntos, se los considera similares al de los gatos, están situados mirando al frente sin inclinarse o rotarse hacia dentro o hacia afuera. Se mantienen de pie sobre los dedos con firmeza, los espolones si están presentes pueden removerse.

pomeranian

Cuartos traseros

La angulación de los cuartos traseros esta balanceada con el cuerpo, las posaderas se encuentran por detrás del origen de la cola, los muslos están bien formados con bastante musculatura. La distancia del muslo y la parte inferior de la pata es básicamente igual.

Las rodillas están moderadamente dobladas, es una articulación fuerte  claramente definida. Las patas al ser vistas desde atrás lucen paralelas entre ellas y son rectas. Los corvejones al ser vistos de costado lucen fuertes y perpendiculares al suelo. Los pies son iguales a los delanteros.

Características del manto

Está cubierto por un denso pelaje doble, el pelaje interno cubre el cuerpo del perro, siendo suave y corto, diseñado para aislarlo del frio. A través de él crece un pelo mucho mas áspero y largo que forma la capa externa, este lo protege sobre la inclemencia del clima.

Alrededor cuello forma un collar largo, extendiéndose densamente a la cabeza delimitando la cara, cobre los hombros y el pecho. En la cabeza y en las patas crece de forma diferente, permanece abundante pero es mucho mas corto y mas apretado.

Las patas delanteras tienen un manto que las recubre bastante bien, desde los hombros al suelo, por otro lado las patas trasera esta recubiertas en abundancia hasta el corvejón, así que a este nivel tiene un aspecto de falda. La cola esta tan cubierta por pelo largo que parece un plumero.

Las hembras pueden tener un poco menos de pelo que los machos, los cachorros tienen mantos mas cortos y pueden o no tener la segunda capa de pelo. El aspecto algodonoso de la infancia no se considera atractivo en el adulto.

Colores y patrones del pelaje

Pomeranian

Se aceptan cualquier color y diseño de color en esta raza, ya que tienen gran variedad en su acervo genético y este rasgo no es limitante para los estándares. Existen sin embargo algunos patrones de color que están estandarizados y son los siguientes.

Abigarrada: se refiere a un patrón de color en el que hay líneas de color oscuro sobre un fondo de un color sólido.

Parti: es contrario al anterior, se trata de franjas blancas que crucen sobre un fondo de color sólido.

Caballo pio: blanco con parches de color en la cabeza, en el cuerpo y la base de la cola.

Caballo pio extremo: blanco con parches de color en la cabeza y la base de la cola.

Irlandés: color en la cabeza, cuerpo y cola, con blanco en el pecho, patas y collar.

Puntos tostados: cualquier color o patrón mencionado con manchas tostadas sobre los ojos, en el hocico, dentro de las orejas, garganta, parte delantera del pecho, parte inferior de las patas y pies. Mientras mas definidas y abundantes los puntos mas atractivo se considera. Lo ideal es que no tenga manchas en la cola ni en la falta.

Comportamiento del Pomeranian con otros animales

Los Pomeranian son perros muy pequeños que tienen una personalidad enorme, son muy amigables con personas y con otros animales. Por lo general su personalidad fuerte se adapta muy bien a los distintos hogares donde pueda llegar a vivir, aunque es necesario saber educarlos.

Pomeranian

La mayoría de las personas que son aficionadas a la raza afirman que son muy buenos con otras mascotas, llegan a ser muy sociables y forman vínculos estrechos con los miembros de su familia, cuando en su casa hay alguna mascota con la que puedan trabar amistad seguramente se formara un lazo que durara.

Al ser animales con una personalidad tan fuerte suelen ser dominantes y llegar a ser incluso territoriales, esta varía mucho entre ejemplares de una misma raza, sin embargo es un factor común encontrar este tipo de conducta, especialmente entre aquellos que no reciben una correcta sociabilización desde que son cachorros.

Este aspecto de la vida de cualquier perro es de gran importancia para que logren tener una adecuada integración en un aspecto social, en el caso de los Pomeranian tiene una carga importante porque pueden volverse agresivos o sumamente ansiosos en situaciones simples, especialmente cuando se trata de interactuar con animales nuevos.

Uno de los grandes que se pude presentar es cuando se encuentran ante canes de mayor tamaño que ellos y pueden mostrarse dominantes o agresivos, provocando así una conducta hostil de parte de su contraparte, siendo animales pequeños y frágiles, cualquier movimiento brusco al que se lo someta puede resultar en una lesión severa, incluso en la muerte.

Sociabilización Temprana

Como raza, los Pomeranian se llevan muy bien con los miembros de su familia, pero pueden llegar a ser ansiosos y tener conductas cargadas de inseguridad si no reciben la estimulación adecuada desde que son cachorros. Este es un rasgo en su temperamento que muchas veces pasa desapercibido y puede resultar difícil de manejar.

Lo ideal es que el cachorro se muestre vivaz y curioso, a partir de esto la sociabilización resulta sencilla, un cachorro curioso interactuara fácilmente con otros animales, así en la vida adulta serán capaces de adaptarse y responder con seguridad ante mascotas que se integren al hogar.

Ahora bien si el cachorro es inseguro, este proceso puede resultar mas difícil pero resulta aun mas importante que se lleve a cabo, la estimulación con diferentes situaciones y en especial exponerlos al contacto animales de distintas clases los ayuda a mejorar esta inseguridad innata. Con el paso del tiempo el can desarrollará habilidades sociales que lo harán manejarse positivamente ante circunstancias desconocidas para él.

Otro escollo de la personalidad en estos pequeños es que llegan a ser dominantes e incluso agresivos, estas son características que se potencian cuando viven solos y nunca se los corrige respecto a estas conductas. Esta es otra razón para hacerlos interactuar con otros perros, para que aprendan desde chicos como manejarse con otros de su misma especie.

Es frecuente que este tipo de socialización con otros canes y especialmente con otros animales no ocurra cuando son la única mascota en el hogar, esto dificulta que mas adelante pueda incluirse a un nuevo miembro animal a la familia. De aquí radica la importancia de llevarlos con frecuencia desde que son pequeños a parques caninos donde puedan interactuar de manera segura con perros desconocidos para ellos.

Compañeros para un Pomeranian

Estos pequeños tienen grandes personalidades y llegan a ser los líderes de manada, especialmente cuando esta es solo de humanos que no están conscientes de que es el quien manda en casa o sus compañeros son físicamente similares a él pero con un temperamento más sumiso.

Este tipo de conducta no resulta problemática cuando son los únicos canes en casa, sin embargo cuando quieren delimitar su dominio llegan a ser agresivos, es por esto que no debe permitírseles que gobiernen la casa, dejar claros los limites resulta fundamental.

En este sentido, para esta raza resulta muy útil convivir con otras mascotas, no solo desde el punto de vista de la compañía que para ellos es de gran importancia, sino también como parte de su desarrollo social, crecer en contacto con otros perros o simplemente con otras mascotas les enseña a respetar los espacios de cada uno.

Teniendo en cuenta que son pequeños y sus cuerpos frágiles, resulta fácil que se lastime ante movimientos bruscos, así que tener una buena relación con sus compañeros resulta fundamental, aunque ellos no sean conscientes de este hecho. Que crezcan en compañía de otras mascotas los hace ser mas educados y forma de manera positiva su personalidad.

Al ser perros de raza toy, consideran a los gatos como iguales, así que si se los enseña a respetarlos y conviven desde cachorros pueden llegar a ser grandes amigos, compañeros de juegos inseparables incluso. Son animales sumamente afectuosos por lo que pasar largas horas solos no les resulta placentero.

A la hora de considerar compañeros para ellos es muy importante considerar la fragilidad de sus cuerpos y su nivel de sociabilidad individual, si este es bueno, escoger un compañero resultara muy sencillo y el proceso de adaptación solo requerirá supervisión mientras ambos se familiaricen y aprendan los límites.

Dieta y alimentación de un Pomeranian

Pomeranian

La alimentación de es una base fundamental para la salud de los animales, cuando se trata de razas pequeñas como el Pomeranian hay que considerar que las porciones y raciones de comida distan mucho de ser como la de los perros de mayor tamaño, además son susceptibles a ganar peso con facilidad.

La calidad de los alimentos que se seleccionan para este tipo de perros debe ser adecuada para su nivel de actividad, su edad y en caso de que tenga algún problema de salud estar correctamente informado si necesitan alguna consideración especial con la orientación de un veterinario.

Desde que nacen hasta la adultez mantener una dieta correcta influye directamente en la calidad de vida que tendrán estos pequeños, su actitud vivaz y activa requiere de mucho combustible para mantenerse en forma, sin embargo sobrealimentarlos puede resultar muy fácil y es generalmente un error frecuente que se comete con este tipo de canes.

Esto ocurre con frecuencia y de forma particular cuando están en la etapa de adiestramiento, en la cual se suelen dar premios para motivarlos y afianzar alguna conducta determinada, cuando no se considera que estos premios también forman parte de la ración diaria pueden llegar a sufrir de sobrepeso e incluso de obesidad.

Crecimiento y desarrollo

Al ser una raza pequeña el pomeranian tiene la desventaja de ser muy susceptible a sufrir de estados de hipoglicemia, esto ocurre cuando el azúcar en sangre es muy bajo y provoca alteraciones en el ánimo del animal y si llega a ser muy severa puede llegar  a afectarlo de manera muy intensa.

Pomeranian

Cuando son cachorros este problema se hace particularmente grave, ya que en esta estaba de la vida es cuando consumen mayor energía y cuando menor capacidad de almacenamiento tienen para poder tolerar largas horas de ayuno, es por esto que en esta etapa de la vida se recomienda que la alimentación se haga a libre demanda.

Es decir, el can debe tener a su disposición alimento de manera constante, de esta forma podrá saciar el hambre apenas tenga la necesidad, esta es la mejor estrategia para evitar que desarrolle hipoglicemia, esta puede repercutir de manera muy negativa en su desarrollo, en especial en lo referente al desarrollo neurológico.

Conforme van creciendo su capacidad estomacal aumenta y pueden ya pasar ciertas horas entre cada comida, por lo que luego de los 3 meses de vida se puede iniciar el proceso de crear hábitos en torno a la alimentación, implementando horarios de comida fijos.

Lo ideal es que de los 3 a los 6 meses se maneje un esquema de 4 comidas diarias y de allí en adelante permanezca con 3 comidas diarias, si en la adultez en especial cuando son ancianos o cuando están en proceso de adiestramiento puede limitarse a 2 comidas diarias.

Es muy importante que se vayan creando hábitos y rituales entorno a la alimentación, de esta forma se va creando una estructura jerárquica en el hogar que será fundamental para que exista disciplina y obediencia, de lo contrario el carácter dominante de este chico puede resultar un verdadero problema.

Obesidad del Pomeranian

La obesidad es un problema sumamente común en las razas pequeñas, ocurre porque sobrealimentar a un animal que no pasa de los 6 kg es muy fácil, en especial cuando son consentidos en el hogar y tienen acceso a comida inadecuada para ellos o se les permite tener muchas golosinas. Aquí es cuando inician los problemas.

Este problema puede representar una grave limitación física para estos perritos y desencadenar otro tipo de problemas como cardiovasculares o metabólicos. Es por esto que lo mejor es evitar que este tipo de problemas aparezcan al respetar las porciones según la edad y el tipo de alimento que se debe dar.

Igualmente no hay que olvidar que es de vital importancia la actividad física, por lo que llevarlos de paseo al menos 3 veces por semana es necesario, siempre a un paso que puedan tolerar y con una duración no mayor a 30 min, a menos claro que el can así lo tolere.

Con mayor actividad física es posible y aumentar la ingesta calórica sin que repercuta negativamente en su salud. Aquellos ejemplares que realizan actividades de rally o deportes de agilidad tienen una mayor exigencia física por lo que en ellos es necesario adaptar la frecuencia de la dieta.

De igual forma es necesario escoger el alimento adecuado, un alimento bajo formulado para perros de razas pequeñas es el ideal, dado que son susceptibles a tener problemas dentales por lo general no se recomiendo el uso de fórmulas húmedas y se prefieran las formulas secas.

Aquellas que están diseñadas para este tipo de razas tienen la característica de contar con piensos pequeños y mas suaves que los de razas medianas a grandes, lo que les facilita a estos chicos el comer. Teniendo bocas tan pequeñas puede resultarles difícil masticar piezas de gran tamaño.

Salud y cuidados generales

Pomeranian

Esta raza es bastante sana, por lo que raras veces presentan problemas de salud, los cuales son comunes entre los perros pequeños. La expectativa de vida de estos pequeños es bastante larga, con los cuidados adecuados tienen una buena calidad de vida.

Para garantizar que el ejemplar que elijas para llevar a casa sea saludable lo mejor es adquirirlo de un criador responsable y conocer a los padres del cachorro, porque no solo se hereda la salud sino también en temperamento. Al ser una raza muy popular la crianza se ha hecho de forma inadecuada, lo que puede provocar que se presenten ejemplares con problemas de salud o con temperamentos muy fuertes.

En cuanto a los cuidados, el largo pelo denso de requiere de cuidados constantes para mantenerlo en forma, cepillados constantes y baños oportunos son necesarios. Esto es algo que hay que tener muy en cuenta antes de elegir esta raza porque implicara un compromiso que no se puede dejar de lado, al igual que son perros que sueltan mucho pelo, por lo que no son buenos para personas alérgicas.

Problemas potenciales de salud

Los Pomeranian son perros saludables, los problemas de salud que padecen son comunes a perros de razas pequeñas. Situaciones metabólicas, osteoarticulares y visuales son frecuentes, hay que estar atento para poder notarlos a tiempo y darle el mejor tratamiento posible.

Obesidad e Hipoglicemia

Estos son dos problemas metabólicos más frecuente de la raza, ambos están asociado con el tamaño pequeño de la raza, la hipoglicemia se define como la disminución de la glucosa en la sangre y la obesidad implica un aumente excesivo de peso.

Ambos problemas son resultado de su pequeño tamaño que hace difícil calcular las proporciones que deben comer, sobre alimentarlos o darles muy poco resulta un erros común. Es necesario recordar que son perros pequeños que necesitan raciones contantes de alimento en la proporción adecuada.

Problemas dentales

Al igual que muchas otras razas pequeñas pueden padecer problemas dentales, ya que la relación con el tamaño de sus dientes y su boca es muy dispar, esto hace que las encías sean sensibles a la acumulación de resto de comida lo que conduce a una serie de problemas dentales que pueden ser de diferente gravedad.

El mal aliento es la primera señal de problemas dentales, la gingivitis o inflamación de las encías es el problema mas frecuente y a partir de ella pueden presentarse perdidas dentales, dolor y dificultades para comer. La pérdida precoz de dientes puede ser un verdadero problema para la calidad de vida del animal.

Pérdida de pelo

Pueden padecer del síndrome de perdida severa de pelo, esto como consecuencia de un progresivo adelgazamiento del pelo, es mas frecuente en los machos, cuando son cachorros y en su juventud pueden tener un pelaje normal pero con el tiempo comienzan a perderlo iniciando la parte trasera de los muslos luego sube hasta las caderas del animal.

Es muy importante estar atentos ante los signos de perdida de pelo o de adelgazamiento del mismo, porque conforme se diagnostique más precozmente mejor pronóstico de prevención y recuperación tiene.

Cataratas

Ocurren con la edad y representan un desarrollo progresivo de opacidad en el cristalino ocular, por lo que la vista se va haciendo cada vez mas dificultosa, con el paso del tiempo llega a completa ceguera. Con diagnóstico oportuno puede ser tratada y se llega a evitar la pérdida de la vista.

Luxación de patela

Este es un problema de base congénita en el cual los ligamentos y tendones que dan estabilidad a la rodilla son algo laxos, por lo que ante movimientos bruscos la patela salga de su posición. Se presenta con dolor de aparición repentina que desaparece de manera espontánea.

Con el paso del tiempo este síntoma se hace mas intenso, el perro permanece de forma constante con dolor y comienza a limitar su movilidad. Este problema puede llegar a ser bastante severo y terminar requiriendo cirugía para solucionarlo.

Colapso de a Tráquea

Este es un problema que resulta a partir de la fragilidad de los cartílagos de la tráquea que es común en las razas pequeñas, esto los hace sumamente vulnerables a las lesiones. Sin embargo esto puede ser un problema genético, en el cual el perro presenta una debilidad en la tráquea.

Este puede ser un problema mayor, ya que si se colapsa el animal no podrá respirar. Los síntomas inician como un gruñido que se presenta al respirar, silbidos o franca dificultad para respirar, ante la presencia de cualquiera de estos signos es necesario acudir al veterinario ya que la vida del can puede estar en peligro.

Cuidados

Para tener un animal saludable y con un aspecto atractivo los cuidados que se tengan serán fundamentales para este fin. La higiene general y el cuidado del pelo tiene un gran peso en este sentido, es necesario comprometerse con ellos porque pierden mucho pelo.

El cepillado debe ser diario puesto que la perdida de pelo es constante y se forman nudos con facilidad, igualmente remover el pelo muerto con una técnica de trimming al menos una vez a la semana es de gran ayuda para mantener el pelaje en forma.

Igualmente es necesario cepillarle los dientes al menos una vez a la semana, esto permite evitar problemas dentales o detectarlos de manera precoz. El cuidado de las orejas y los ojos también es fundamental para mantener su estilo de vida.

Las visitas al veterinario son muy importantes que se hagan de manera regular, las vacunas según el esquema y la desparasitación son muy importantes, además una visita anual puede ayudar a descubrir problemas de salud incipientes.

Comportamiento del Pomeranian con los Humanos

Pomeranian

Un rasgo importante a la hora de escoger a una mascota es su forma de interactuar y comportarse con las personas, en especial con los mas chicos de la casa. Las razas toy pueden resultar muy atractivas para los niños y en el caso de los Pomeranian ellos los encuentran también sumamente atractivos.

Son juguetones y disfrutan mucho de la energía siempre activa de los mas pequeños de la casa, además resultan una mascota ideal para brindarles una experiencia de vida enriquecedora a los chicos, dado que al involucrarlos en sus cuidados aprenden la importancia de la responsabilidad que implica otro ser vivo.

Dado que sus cuerpos  son muy frágiles hay que ser muy cuidadosos con ellos, pueden romperse un hueso solo con saltar del regazo, así que hay que estar atentos ante la forma en la que son manejados, dejarlos caer puede ser algo muy sencillo ya que muchas veces se los sube a las camas o incluso se los lleva en brazos.

Antes de llevarlos a casa es preciso conocer todos los rasgos de su personalidad, porque algunos de ellos pueden resultar desagradables para algunas personas, para otras por otro lado puede parecerles una ventaja como es el caso de su instinto da ladrar ya que son grandes perros de alarma.

Niños y Pomeranian

Para los niños forma parte de crecer el tener una mascota, además de ser el compañero de juego ideal representa una oportunidad para que aprendan sobre responsabilidad y de como deben tratar a otro ser vivo, en el caso de este pequeño perro esto tiene una importancia capital ya que si no los tratan bien, pueden incluso matarlos.

Para los pomeranian crecer con un niño es un estimulo gratificante, ya que contaran con un amigo que los haga mantenerse activos y estimulara su mente al representar un reto constante mantenerse a su nivel de energía. Por naturaleza son cariñosos y tienen una inclinación a formar vínculos cercanos con los niños.

Cuando no crecen con niños puede resultar un poco mas difícil que se dé una amistad entre ellos, por lo general el temperamento de estos pequeños cuando crecen sin contacto con los niños se vuelve delicado y no todos estarán dispuestos a tolerar las bromas y juegos que puedan realizar.

Asi que lo mejor es siempre brindarle una adecuada socialización con niños de distintas edades desde que son muy jóvenes, aunque en casa no tengan contacto con ninguno, de esta forma se garantiza que lograran adaptarse a los ambientes en los que se los disponga a vivir una vez sean adultos.

Por otro lado llevarlos a un hogar con niños representa una gran herramienta para su aprendizaje, permitirle a los chicos participar de forma activa en el cuidado de estos perros les da la oportunidad de ser responsables de algo desde temprana edad. Desde un punto de vista afectivo también ayuda a estimular las habilidades sociales, al incentivar la empatía.

Tanto al perro como al niño hay que enseñarle a respetar al otro, un Pomeranian que no conozca su lugar puede morder a un niño y este si no sabe que el can es frágil puede lastimarlo de gravedad, es por esto que ambos deben aprender las modales y comportamiento permitido en relación al otro desde el momento que llegan a casa.

Problemas potenciales de conducta

Al ser una raza toy muchas personas los llevan a casa y los ven como inofensivos y dóciles, no hay nada mas alejado de la realidad. Estos pequeños son voluntariosos y no harán nada que no quieran hacer, esto sumado a unos dueños permisivos que no establezcan limites desencadena una conducta indeseable y es el detonante del conocido, síndrome del perro pequeño.

Este es un problema conductual muy común en estas razas pequeñas, en el cual el perro se muestra sumamente dominante y llega incluso a ser agresivo con los desconocidos. Para evitar que esto ocurra es necesario recordar que los perros tienen un sistema social basado en la jerarquía y manda quien esta en la cima.

En este caso si no se establecen límites, el can estará en la cima y por lo tanto no obedecerá a nadie, así que hay que enseñarle de manera firme y constante cuales son los límites que no puede pasar, esto reduce la cantidad de conflictos que puedan aparecer y le da al perro una estructura familiar que respetar

Otro problema que pueden tener estos canes es que son desconfiados con los desconocidos por naturaleza, por lo que pueden actuar algo distantes y sobretodo ser ansiosos e incluso agresivos con ellos, esto se puede demostrar con ladridos incesantes.

El socializarlos con distintas personas desde que son jóvenes permite que esta actitud reticente y desconfiada hacia los desconocidos sea mucho menos, mantendrán siempre su cautela pero serán más abiertos a conocer y aceptar nuevas personas, esto es algo que resulta fundamental para que puedan adaptarse bien a cualquier hogar.

Son considerados perros de alarma, por lo que ladrar ante cualquier estimulo que les pueda resultar amenazante de cualquier manera va ser una constante para ellos, así que esto es una característica que hay que tomar en cuenta y saber sobrellevarla con el adiestramiento adecuada.

Cómo entrenar, educar o adiestrar un Pomeranian

Pomeranian

Adiestrar a un perro puede resultar una de las cosas más gratificantes o frustrantes que pueda tener un amante de los perros, todo está en las características del temperamento del perro que se esté manejando, cuando se trata del Pomeranian hay pros y contras en su personalidad que hay que considerar.

Estos canes son brillantes, en cuanto a su inteligencia no hay duda de que tienen una gran capacidad de aprendizaje, pero en ese mismo sentido tienen una gran testarudez que los hace ser muy difíciles de manejar, ya que no podrán simplemente aceptar que alguien les dé una orden, es por esto que es necesario saber motivarlos.

A la hora de enseñarles es necesario ser constante, de lo contrario no tomaran en serio lo que se les pide, la importancia de mostrar un liderazgo fuerte pero gentil es enorme para lograr los objetivos deseados con estos animales. Una ventaja que poseen es que una vez han aprendido algo no lo olvidan fácilmente.

Hay que ser muy cuidadosos con estos pequeños, porque así como su inteligencia les ayuda a aprender con rapidez también los dota de la capacidad de manipular con sus grandes ojos y su cara peluda a todos a su alrededor, por lo que si no se tiene cuidado será capaz de ser el jefe del lugar con sus 3 kg de peso al mando de todo.

Temperamento dominante y testarudo

Siendo un perro pequeño es muy frecuente que viva en cercana compañía con sus propietarios, esto hace de vital importancia que se le pueda enseñar cuales comportamientos están permitidos y cuáles no, sin embargo su temperamento dominante y testarudo dificulta enormemente que el enseñarle cualquier cosa.

Solo obedecen de buen grado a las personas con las que sienten un liderazgo fuerte, es decir si consideran que son dignos de seguir. Es por esto que mostrarse como líderes firmes desde que llegan a casa es de vital importancia para poder mantener la disciplina.

Esto es posible lograrlo cuando se establecen límites claros en el hogar y se le da a conocer cuál es su lugar en la jerarquía de la familia. A partir de aquí lo restante esta en utilizar un método de entrenamiento adecuado, lo ideal siempre es utilizar un refuerzo positivo para fijar las conductas de manera mas efectiva.

Para esto es necesario contar con premios que resulten atractivos para el can, de esta manera convertir el proceso de adiestramiento en algo atractivo para ellos, esto logra que se mantengan enganchados al menos por un tiempo en lo que será el aprendizaje de nuevas conductas.

Una vez se cuenta con los premios adecuados, por lo general las golosinas, es preciso saber como dárselas, y en que proporción también ya que el exceso puede provocar obesidad en estos pequeños. Siempre es necesario tener la relación con la cantidad de comida que reciben a diariamente.

El uso correcto de estos premios es fundamental para que el entrenamiento sea exitoso. Lo primero que se debe considerar es el uso de ordenes concretas y sencillas, palabras que sean fáciles de asociar para el animal como “sentado” “quieto”, una vez realice la acción se premia inmediatamente, así se logra la asociación entre la orden y la acción con un refuerzo positivo.

Comportamiento y Reglas básicas de convivencia

Lo mas difícil de estos pequeños es lograr enseñarlos a comportarse si caer victimas de sus adorables ojos grandes, son muy buenos para manipular a sus amos con ellos, por lo que muchas veces la disciplina resulta laxa en casa, sin embargo esto solo conduce a problemas conductuales, hay que recordar que al igual que los niños ellos deben aprender lo que esta bien y que esta mal.

Una de las principales tareas en las que hay que poner especial dedicación apenas llegan a casa es enseñarlos donde pueden evacuar, cuando son cachorros difícilmente logran asociar un lugar para esto. Conforme se adaptan a la nueva casa van haciéndose de hábitos, es por este que esta es la etapa en la que con la correcta orientación aprenderán lo que se les pide.

En primera instancia hay que saber que siempre tendrán necesidad de evacuar algunos minutos después de comer, por lo que es importante dejarlos en el espacio donde queremos que lo hagan en este momento, bien sea en el patio o sobre un periódico. En cuanto a la orina es muy importante limitar el espacio donde están, sobre todo cuando están solos, así sabrán que no pueden hacerlo en toda la casa.

Una vez se ha logrado imponer esta norma en su vida se pueden iniciar otras enseñanzas, como la obediencia con comandos básicos junto con un refuerzo positivo. Este adiestramiento de obediencia es muy importante a la hora de manejar a estos chicos tanto dentro como fuera del hogar, siempre existen circunstancias en las que ocurren imprevistos y lograr que te obedezca a una orden resulta muy útil.

Entorno ideal del Pomeranian

Las razas pequeñas tienen enormes ventajas cuando se trata del entorno en el que pueden vivir, ya que ellas son capaces de adaptarse en básicamente cualquier lugar donde se las disponga a habitar, esto las hace verdaderamente flexibles en este aspecto, especialmente en la actualidad donde las soluciones habitacionales son cada vez menos.

Esta ha sido una de las razones para el éxito inequívoco del éxito y popularidad de esta raza, el Pomeranian es un perro que conjuga en un tamaño por demás compacto todas las cualidades que se desean de una mascota. Siendo capaz de adaptarse a cualquier ambiente es muy importante considerar algunas características.

Si bien su temperamento no es especialmente lo que se espera de un perro faldero en toda su expresión, las características de su cuerpo si lo son, es por esto que puede resultar sumamente peligroso para estos pequeños caer de alturas o sufrir traumatismos de cualquier tipo.

A la hora de llevar a un Pomeranian a la casa hay que considerar la seguridad del can y las propias costumbres y hábitos de quienes van a convivir con él, porque al ser animales pequeños, buscan con frecuencia estar sobre sus amos, como pierden mucho pelo, hay que estar preparados para tolerar la ropa y los muebles cubiertas por estos.

Casas y apartamentos

Estos pequeños canes se adaptan bien a casi cualquier entorno que en el que llegan a vivir, son ideales para apartamentos porque este tipo de ambientes le da la posibilidad de estar siempre en compañía de alguien con quien compartir, sea humano o animal.

En las casas grandes hay que ser cuidadoso porque pueden esconderse en cualquier rincón y pasar desapercibidos, lo que puede hacerlos sufrir de accidentes en el hogar. Su tamaño los convierte en perros muy frágiles y los golpes o caídas mas pequeños pueden resultar en serias lesiones para estos pequeños.

Esta es una de las razones por las que es fundamental estar muy atentos cuando se los levanta del piso y se son colocados en camas altas, mesas o sillones, porque ellos no son conscientes de su tamaño por lo que pueden saltar desde estos lugares sin considerar las consecuencias que esto puede tener en su salud.

De igual manera las escaleras son otra zona roja que tomar en cuenta, en especial cuando hay mas de un perro en casa, una manada de Pomeranian no tendrán el mas mínimo interés por ser cuidadosos a la hora de dar la voz de alarma ante un desconocido y correrán escaleras abajo, pudiendo alguno resultar herido.

Este es el mayor problema con esta raza, el entorno en el que viven tiene que estar adecuado para poder brindarle seguridad física e igualmente en el hogar las personas a su cargo no pueden olvidar que si no hay cuidado la mas simple de las caídas puede resultar en un hueso roto.

Ladridos y pelo

Los Pomeranian son uno de los perros que mas pelo sueltan, es uno de los rasgos mas característicos de la raza. Antes de llevarlos a casa es de vital importancia que esto sea considerado porque lo mas seguro es que las alfombras y los muebles permanezcan llenos de ellos.

Si en casa hay una persona alérgica al pelo de perro, esta raza no debe siquiera ser considerada como alternativa de mascota, la cantidad de pelo que pierden en las distintas épocas del año podría hacerle pasar un muy mal rato. Es muy importante que quien lo lleve a casa este consiente y comprometido con el cepillado del animal y la limpieza de sus rastros en toda la casa.

Otra característica que hay que tomar en cuenta cuando se habla del tipo de ambiente ideal para un Pomeranian es su tendencia a ladrar, la cual es muy fuerte, como perros de alarma son excelentes. Esto puede llegar a ser un inconveniente cuando se trata de vivir en ambientes pequeños en edificios, donde el ladrido constante de un can puede resultar molesto para los vecinos.

Esta conducta puede mejorar mucho y controlarse casi por completo con entrenamiento adecuado y sobre todo con una buena socialización, ya que al habituarse a los olores y sonidos de los habitantes de su área no los considera como desconocidos y disminuyen los ladridos.

Todo esto hace que los pomeranian sean capaces de adaptarse a cualquier ambiente siempre y cuando cuenten con propietarios comprometidos a brindarles la seguridad y educación que necesiten para poder vivir cómodamente.