Saltar al contenido
PerrosGatosOnline.com

Chow Chow

Chow Chow
Chow Chow
5 (100%) 4 votes

Chow Chow: Tu nueva mascota

El Chow Chow o simplemente Chow es perro mediano muy independiente, con apariencia similar a un león.

Es un perro bastante seguro y digno y con modales aristocráticos.

Ésta raza proviene del Norte de China, es una de las pocas razas antiguas que permanecen y existen en el mundo actualmente.
Se tiene la creencia de que ésta raza fue utilizada por Foo, uno de los guardianes de piedra que aparecen frente a los templos y palacios budistas como modelo para su perro.

El Chow Chow no es un perro agresivo ni mordedor pero tampoco es muy familiar.

Necesita de un experto y con conocimientos en el area para que éste pueda mantenerse de la convivencia, si no es asi es mejor no tener un canino de estos en casa pues no son muy obedientes y se les dificulta reconocer liderazgo dentro del hogar, para ellos su propio líder son ellos mismos.

El Chow Chow a pesar de ser conocido en China desde hace unos 2000 años, su nombre no proviene de allí, si no que es de origen ingles.

A finales del siglo XVIII unos marineros ingleses compraban todo tipo de mercancías para venderla en su país manejaban un término para referirse a sus compras y en ello un capitán prefería escribir “Chow Chow” a todas las cosas que estaban dentro de las cajas y cuando empezaron a importar también ésta raza de perros la expresión los alcanzó a ellos y se quedaron asi llamados.

chow-chow

Éste perro era muy utilizado en China como perro pastor, perro de caza, perro guardián y hasta 1915 cuando se eliminó la practica también fue utilizado como comida.

En mandarín la forma de describir a éste perro significaba “perro-león hinchado”.

Es un perro mediano, robusto, con ojos y orejas pequeñas. Debido a una conformación muy peculiar en sus patas traseras, tiene un movimiento en “zancas”.

Es un perro ágil y de movimiento balanceado. Su pelaje es bastante variante y por ello puede ser suave o áspero y la mayoría de su pelaje se acumula en el cuello.

El color de su piel puede ser negro, rojo, azul, crema, un poco amarillento o una mezcla de dos colores juntos. Una característica muy marcada en los perros Chow Chow es su lengua, pues su color es azul.

El Chow Chow es un perro muy independiente, tranquilo, leal y distante, puede ser apegado solo a su dueño, la manera de el demostrar afecto es cuando lo siente profundamente debido a que es un perro muy desconfiado y a la defensiva siempre, es muy diferente en carácter pues le cuesta obedecer y antes de hacerlo piensa muy bien.

Es rencoroso pues si su dueño es bruto con él, no se lo perdona.

Es un perro que necesita socializar correctamente desde cachorro para que no cree problemas con los extraños, de hecho es necesario que sea bien educado pues con los animales de su raza y mismo sexo son más agresivos con los animales de otras razas o sexo opuesto.

Sin embargo, se caracterizan por ser leales a su familia y adaptarse a otros amos es algo que le cuesta bastante.

Pueden vivir tranquilamente en un apartamento ya que no son una raza muy activa, pero aun asi tienen que hacer actividad física diariamente, a través de caminatas diarias y actividades al aire libre por lo menos 1 vez al día.

Los Chow Chow tienen una cantidad de problemas hereditarios los cuales es necesario conocer para ayudarlos cuando se presenten. Una de ellas es la Displacia de Cadera (DC), es un problema ortopédico que afecta a ésta raza de perros por una malformación en la cadera, puede presentarse en una o en ambas caderas y la forma de verlo es a través de rayos X y para que cesen los dolores deben recurrir a una cirugía.

Otro de los problemas es el Osteocondritis Disecante (OCD), es un problema donde el cartílago que recubre el hueso de una de las articulaciones se engrosan, se agrandan y se agrietan facilitando la inflamación y el deterioro del hueso.

También está los problemas oculares como lo son el Entropión, una irritación de los parpados y del globo ocular; el Ectropión, un estiramiento del parpado acumulando suciedad e irritación en el ojo y también como problemas de salud, la Luxación Rotuliana, una deformación en la rótula al salirse del castre y produce cojera.

Historia y Origen del Chow Chow

chow-chow

El origen del nombre del perro Chow Chow se pensaba que era chino, sin embargo, hoy en día se conoce que su origen es inglés. Ya que su nombre nace debido a unos marineros ingleses que cuando compraban mercancía para ser vendida en su país, generalmente piezas de marfil, figuras de porcelana y joyas, utilizaban un término en específico para referirse a estos artículos.

Posteriormente un capitán del barco en el que trasladaban las cosas escribía la palabra “Chow Chow” a todos los diversos objetos que estaban dentro de las cajas. Entonces, cuando se comenzaron a trasladar e importar a los perros entre sus mercancías, incluyeron al perro entre esa expresión. A partir de allí, decidieron llamarle Chow Chow a esta raza tan peculiar.

Las leyendas de los orígenes que envuelven a este mediano perro son incontables. Su carácter único e irrepetible lo ha convertido desde hace años en uno de los perros más comprados en el mercado. Esa apariencia poco común y su origen un poco variado han permitido que a esta raza se le vincule fantasiosamente con otras clases de animales que no pertenecen al mundo de los perros. De hecho, una de las leyendas que más se han frecuentado dice que su descendencia no proviene del lobo sino que proviene del oso.

Actualmente no existe ninguna muestra que verifique la relación que pueda tener el Chow Chow con el oso, sin embargo, todos aquello expertos que afirman esta descendencia, reflejan su hipótesis en las características resaltantes que comparte esta raza con ese animal. También los que apoyan esta extraña teoría, hacen la afirmación de que el ancestro del perro Chow Chow es un animal salvaje y primitivo que se encuentra extinguido actualmente.

Por otro lado, se conoce que la descendencia de todos los perros se encuentra en los lobos, es por ello que los perros en su mayoría, cuando son encontrados con otros lobos en su primera vez, se preparan para atacar o alejan la mirada de manera inmediata.

No hay que descartar la idea de que este perro pueda tener descendencia de un oso, ya que cuando nos detenemos a pensar sobre ello, esa pomposa manera de andar y la lengua azul característica, son propias de la naturaleza independiente del oso, y es por ello que se comprende cómo y de dónde surgió la teoría del Chow Chow con descendencia osezno.

chow-chow

A pesar de que siempre se ha proclamado al Chow Chow como raza propia de China, en los documentos chinos que existen históricamente se refleja claramente como definen a este perro como “el extranjero Chow Chow”. Todo este detalle científico proviene como resultado de una investigación que revela claramente que el perro Chow Chow emigró hacia China pero su origen se encuentra en el Ártico.

Estos bárbaros invasores poseían perros de formidable talla, que según algunas descripciones, eran tan feroces que podían derribar a los hombres muy fácilmente y su lengua era de color negra. Ademas, en diferentes oportunidades estos guerreros perros hacían referencia a los leones, recordándolos no solo por su color sino también por su cabeza tan característica, además de sus peludas melenas y sus garras largas.

A pesar de que puede llegar a recorrerse la historia larga sobre el Chow Chow en China gracias a sus pinturas e imágenes en bronce, en el año 225 a.C. desapareció gran parte de la documentada memoria de la raza, ya que en ese entonces el Emperador Chin Shih se deshizo de casi toda la literatura china existente. Y es por ello que se añaden detalles interesantes de las descripciones antiguas en los archivos que sobrevivieron referentes a estos guerreros.

Es necesario destacar que esos escritos afirman que los Chow Chow eran perros completamente diferentes a otras razas de perros, con sus grandes y anchas cabezas, esos pequeños ojos y su corto hocico, y su mediano pero peculiar cuerpo. Estos perros eran bastante fieles a sus amos pero con los extraños, extremadamente hostiles, esa fiera naturaleza los convertía en candidatos perfectos e ideales para ser utilizados como perros de guerra, pero además de eso, es muy interesante que demostraran ser también muy buenos perros de rebaño y excelentes cazadores.

A través del paso del tiempo, la raza suavizó esa fiera naturaleza y a partir de allí se le pudieron asignar otras tareas más cercanas a la índole doméstica así como también perro de tiro, pastor, guardián, cazador e incluso como comida para la familia. Ya que, para referirse a algo comestible en China con una palabra vulgar usaban “Chow”. De hecho, es considerado un fino manjar aquellos perros que eran destinados para ese propósito. Y en 1915 la ley prohibió el consumo en comida de estos animales y su venta para el mismo fin.

Es necesario recordar que la leyenda China nos ofrece diferentes razones prácticas puras que más distinguen al Chow Chow y son que mientras más azul sea la lengua, mas deliciosa y tierna es el animal y cuanto sus extremidades posteriores fueran más rectas entonces la carne sería más abundante.

Características Principales

chow-chow

Los Chow Chow son una raza canina provenientes china, más precisamente, al norte de dicho país, se trata de perros agradables a la vista, de tamaño mediano y contextura corporal robusta, musculosa y compacta, posee una espalda corta, una cabeza ancha en la que se disponen unas orejas pequeñas, cortas, erectas, triangulares, ligeramente redondeadas en las puntas y un poco inclinadas hacia delante.

Su cabeza también dispone de una nariz con orificios nasales bien abiertos que además es pequeña, triangular y casi siempre negra, aunque el color de esta puede variar un poco en ejemplares de colores más claros.

Tiene un hocico ancho y profundo con una mordida bastante fuerte y en forma de tijera, sus ojos son pequeños y un poco hundidos, son siempre de un color oscuro y con forma de almendras, acostumbran a ser de algún color entre el marrón y el negro.

Estos perros pueden tener dos tipos de pelaje según su longitud, los de pelaje corto tienen una textura como la del algodón con pelos rectos y bastante densos, los de pelo largo tienen una cobertura basta con una capa interior lanosa y suave, su pelaje los hace asemejarse, sobre todo en la cabeza, a los leones, los colores que se ven con más frecuencia en el pelaje de los perros de esta raza son el rojo, negro, azul, canela y crema, no obstante en algunas ocasiones pueden ser blancos o grises.

Cabe destacar que estos perros son de un solo color o a lo sumo con pelaje atigrado, aquellos que presentan más de un color no son reconocidos por los clubes; estos perros tienen pecho amplio, la cola está ubicada en la parte alta de su parte posterior y estos la llevan siempre en alto y enroscada sobre la espalda, sus patas traseras tienen una peculiar configuración.

Son inusualmente rectas lo que los hace caminar con pasos cortos y en zancadas, aun así este camina con un andar ágil y equilibrado, comparten con el oso del Tíbet un par de características, una de ellas es su andar y la otra, posiblemente la más representativa de estos perros, una lengua de color negro azulado, finalmente para cerrar las características físicas la altura hasta la cruz de estos perros, para los machos oscila entre los 48 y 56 centímetros, para la hembras esta se encuentra entre 46 y 51 centímetros, el peso promedio de los machos ronda los 28 kilogramos, aunque puede encontrarse un poco por encima o por debajo, no debería ser menor de 25 ni mayor a 32 para un ejemplar sano, para las hembras el peso promedio está cerca de 22 kilogramos, y tampoco debería ser menor a 20 ni mayor a 25.

Ahora vamos a referirnos a sus características temperamentales, el Chow Chow es un can independiente, puede que se muestre retraído o reservado y siempre muy tranquilo, es más bien haragán, no es para nada devoto al ejercicio físico.

Sin embargo, esto no quiere decir no se le tenga que dar al menos un paseo corto al día; con frecuencia, dado es bastante territorial se le va a encontrar dando caminatas cortas a modo de patrullaje, para asegurarse de que no se acerquen a “su territorio” ni otros perros, ni personas desconocidas, posteriormente se echará a descansar cuando ya ha comprobado que no hay seres ajenos su círculo aproximándose.

Por esta razón se hace énfasis en que un entrenamiento y socialización a temprana edad es más que solamente “necesario” ya que en el futuro, el instinto territorial puede volverse un problema cuando el perro tenga que interactuar con personas que no son de la familia u otros perros, en lugares como por ejemplo, un parque.
Sin embargo estas cualidades seguramente lo ayudaron en el pasado a desempeñar el rol de perro guardián, es un perro bastante dominante a veces y quizá demasiado seguido trata de imponer su dominancia incluso sobre sus dueños.

Esto podría ser un problema cuando se trata de educarle, aunque una vez superado el problema de la obediencia y dominancia, su educación será tarea bastante fácil ya que esta raza es muy inteligente y aprende con sorprendente velocidad, hoy en día y puesto que ya por una buena cantidad de tiempo se le ha utilizado como perro de compañía, el Chow Chow no muestra tanto como en el pasado, timidez o agresividad, puede incluso coexistir con un hogar con niños y mostrarse paciente ante ellos aunque no muy afectuoso, ese no es su estilo, a pesar de su dulce apariencia como de un león de peluche, no es un perro que busque en gran medida la atención y el afecto de su familia, como ya se mencionó en estas líneas, es muy independiente.

chow chow

A pesar de su independencia, una vez que se ha conseguido la sumisión de un Chow Chow ante su amo, es realmente difícil hacer que el perro cambie de amo, son perros muy leales a su familia y les cuesta adaptarse a un nuevo círculo familiar o social.

Comportamiento con otros perros

Es de saberse que los Chow Chow, que son unos perros de apariencia adorable, ligeramente aleonada o como de oso, son también bastante independientes, así como tercos y, sobre todo los machos, dominantes, dominancia que no tarda en manifestarse y que debe ser controlada antes de que se convierta en un severo problema, si no se le educa al respecto va a procurar imponer su dominancia sobre sus dueños y también sobre los otros perros.

Debido a que en el pasado fue un perro utilizado para la caza ha desarrollado un carácter bastante fuerte, si no está acostumbrado a ver a otros perros, es común que se muestre hostil hacia los perros más pequeños que él, y también hacia los gatos.

Es importante mencionar también que en muchas ocasiones es una tarea ardua conseguir que conviva con otros perros mucho más grandes que él, en especial si son machos, así como también es difícil que conviva en armonía incluso con otro perro de su misma raza y sexo, dos Chow Chow se llevaran mejor si son de sexos distintos, dos perros macho casi con certeza terminaran peleando por ocupar un puesto de liderazgo y demostrar su superioridad sobre el otro.

chow-chow

Un perro de esta raza acostumbra a ver a los otros perros que habitan un mismo espacio que él, como una suerte de competencia u otro miembro de la familia, pero casi nunca como un compañero de juegos y de vida ni nada por el estilo, usualmente la atención que necesitan la buscan directamente de los humanos y no de otros perros, tampoco es para nada común que un Chow Chow y cualquier otro perro duerman juntos, por ese lado, la independencia de los Chow Chow sale a flote y estos buscaran tener su espacio y se mostraran distantes.

Debido al fuerte sentido territorial de los Chow Chow, si se quiere que viva con algún otro perro, es necesario entonces que el Chow Chow haya sido socializado muy regularmente desde las etapas más tempranas de su vida para que así se haya conseguido disminuir en gran medida o incluso si se quiere, erradicar por completo su instinto protector y territorial, el cual lo hace mantener la guardia alta y estar a la defensiva, de lo contrario la otra opción es que ambos convivan desde cachorros y vayan creciendo juntos si no se toma ninguna de estas medidas pueden haber (y muy probablemente habrá) problemas y riñas entre ellos o incluso puede que el Chow Chow simplemente se niegue rotundamente a aceptar compartir su espacio y su familia.

El carácter de los Chow Chow a veces se parece más al de un gato que al de un perro, aun con entrenamiento y socialización existe la posibilidad de que el Chow Chow se muestre distante no porque sienta ansiedad al estar con otros perros, por timidez o temor sino que simplemente su independencia lo hace actuar de manera desinteresada y mantener las distancias.

Para conseguir que un Chow Chow viva en concordancia con otro perro, es necesario disponer de espacio suficiente para cada uno, procurar que el otro perro no tenga un carácter igual de dominante para evitar las confrontaciones y mantenerlos distraídos cada vez que parezca que están por pelear, si se evita cualquier pelea incluso antes de que esta ocurra el proceso de habituación, el cual consiste en que el perro aprenda a ignorar elementos de su entorno que no le suponen un peligro y que consiga verlos como un parámetro más de su entorno, ocurrirá con mayor rapidez y los perros se van a acostumbrar a estar el uno con el otro, aunque esto puede ser un poco más difícil para el Chow Chow que para su compañero ya que este acostumbra preferir la soledad y el aislamiento.

Se puede aspirar a que compartan ciertos espacios y la atención de la familia si la relación entre ellos se da bien, pero no a que se vuelvan inseparables, jueguen juntos todo el tiempo, compartan la comida ni esa clase de cosas, el Chow Chow intentara en la medida de lo posible mantener con cada acción tomada su dignidad y “ego” por llamarlo de alguna forma, compartir no es una palabra que se le adecue ni que podamos llamar característica de los ejemplares de esta raza.

Muchas razas de perros, cuando no aprenden a socializar a tiempo se vuelven tímidas, asustadizas y muestran notorias deficiencias sociales, pero este no suele ser el caso de los Chow Chow si bien obviamente se mantiene la parte de la “deficiencia social” el Chow Chow no se muestra precisamente tímido, un término que se adecua más a su comportamiento es “reservado” y en lugar de asustadizo.

En realidad acostumbra a ser más bien agresivo y amenazante sin embargo, si se le realiza seguimiento a la relación que mantiene con otros perros con paciencia y dedicación, así como a su comportamiento y reacciones y de estas se fomentan las deseadas y se corrigen aquellas consideradas inaceptables, se tendrá garantizada una saludable e impecable vida social para el Chow Chow.

Dieta y alimentación del Chow Chow

chow-chow

Todos los seres vivos consumimos energía con el simple hecho de estar respirando, cuanto más si debemos movernos y realizar esfuerzos físicos, y como todo el mundo sabe, ¡la energía no se crea de la nada! de algún lado debe salir, y para los perros y nosotros que pertenecemos al reino animal, dicha energía la tomamos de los alimentos que consumimos.

La comida no es solo importante por la energía que gastamos y debemos reponer, sino que de ella, en las etapas tempranas sacamos los nutrientes necesarios para el desarrollo, y en las tardías los componentes que necesitamos para sostener la totalidad de nuestros cuerpos y los procesos que en ellos se llevan a cabo.

Una buena alimentación traerá como resultado un cuerpo saludable con hermoso cabello, uñas y piel fuertes, además de una sensación de bienestar, en esto los perros se parecen mucho a nosotros, un perro bien alimentado y propiamente atendido inevitablemente se traducirá en un perro fuerte, saludable y feliz.

El Chow Chow no tiene un estomago rústico, es por el contrario delicado y por eso debe alimentársele con cuidado, principalmente antes de hablar que se le puede dar de comer se debe mencionar como debe dársele y esto es en cantidades pequeñas y con relativa frecuencia en lugar de cantidades grandes entre intervalos de tiempo considerables.

Debe ser alimentados con alimentos de fácil digestión y evitarse aquellos altamente procesados, como sucede con cualquier animal su dieta debe consistir en una cantidad balanceada de grasas, vitaminas, proteínas, hidratos de carbono, y minerales.

Es necesario prestar especial atención a su alimentación cuando es un cachorro, ya que una alimentación deficiente se verá reflejada en un desarrollo deficiente.

Durante los primeros meses es cuando debe alimentársele 4 veces al día en porciones pequeñas para que su absorción de los nutrientes sea constante cuando ya esté más grande, entre el cuarto y séptimo mes puede reducirse a 3 comidas al día, luego a 2 el octavo y decimoctavo y finalmente a una sola después de los 18 meses, sin embargo hay que hacer una excepción si se trata de una hembra embarazada, la cual para lactar correctamente necesitaría entre 2 y 3 comidas al día a partir del segundo mes de lactancia, sin necesidad de ser físicos todo el mundo debe saber que la energía se conserva, por tanto si un perro recibe energía de sus alimentos y no la gasta, este va a engordar.

Se ha estimado de un Chow Chow promedio, es decir uno holgazán debe consumir entre 1.250 y 1.440 Kcal para mantener su peso, las grasas aportan el doble de energía que las proteínas u los azucares, por esto se debe balancear correctamente los alimentos que le proporcionan, no es igual darle de comer 1kg de un alimento netamente proteico y alimentarlo con 1kg de algún alimento alto en grasas, el exceso de energía se transformara en grasa la cual usualmente se acumulara en los costados, el lomo o la cruz, si lo notas algo más gordo o si lo pesas y te das cuenta que está aumentando mucho de peso, deberías quitarle las comidas entre horas y evitarle darle las sobras de tu comida, en caso de que no lo estés alimentando entre horas ni le des parte de tu comida, entonces debes considerar bajarle la ración e intentar que realice un poco más de ejercicio.

Un punto sobre el Chow Chow es que en el pasado no tenía mucho acceso a la carne, se le alimentaba con comidas más comunes en china, como pescados, soja y arroz, debido a esto, si lo suples con las proteínas suficientes no echara en falta la carne.

En variadas ocasiones responde bien a las frutas y verduras, sin embargo hay excepciones por lo que debes monitorear como responde a estas, por lo general una dieta saludable consiste de al menos un 50% de proteínas de origen animal, las cuales pueden ser cubiertas por carne, pescado o aves de corral.

Si piensas alterar su dieta cambiando algún alimento por otro en específico, lo ideal sería que te informes del contenido nutricional del alimento que le estabas dando, para que puedas retirar la cantidad exacta del alimento viejo, y reemplazarla con el nuevo que estas adicionando, de esta manera tienes la certeza de que la cantidad neta de calorías se mantiene y que el perro no va a engordar.

En la primera etapa, esto es desde su nacimiento hasta los 55 días se debería dejar que sea la madre quien alimente al cachorro, aunque a partir del día 25 se puede complementar la alimentación con leche y yema de huevo, y a partir de los 30 días, se debe considerar proveerle alimentos más secos y empezar a separarlo de la madre para que deje la teta, se le puede dar leche con carne picada en trozos.

A los 40 días se le puede alimentar con arroz bien cocido, carne y pescado, inicialmente necesitara más proteínas y grasas que otra cosa por lo que la carne y la leche o aceites se le proporcionaran en mayor cantidad, de manera progresiva se puede reducir la cantidad de grasas y proteínas y aumentar la de alimentos secos y fibrosos como cereales.

Cuidados necesarios

chow-chow

A estos amigos los aquejan varios problemas de salud, ya que son una raza pura, es decir, no se les cruza con otras para corregir ciertos defectos en ellos, por ello heredan de sus ancestros ciertas condiciones aunque la mayoría de estas enfermedades no son un problema grave y pueden ser fácilmente sobrellevadas.

Son bastante propensos a padecer de displasia de cadera, la cual es un problema de naturaleza ortopédica y en realidad a afecta a varias razas, no solamente a esta, consiste en malformaciones en las articulaciones de la cadera, cuando se presenta en un ejemplar suele ocurrir en cambas caderas y no en una sola, puede en ocasiones ser bastante obvia y notoria así como dolorosa para el perro.

En otras ocasiones puede ser tan leve que incluso no puede ser notada a simple vista si no que se diagnostica mediante rayos X, otras condiciones a las que son propensos son el hipotiroidismo, la luxación de rotuliana, osteocondritis disecante, ectropión, entropión y en ocasiones enfermedades respiratorias debido a la poca apertura en sus orificios nasales e incluso enfermedades oculares por deficiencias en la apertura de sus ojos, otra característica bastante curiosa es que debido a su abundante pelaje.

A veces pueden sufrir alergias, además de estas condiciones el Chow Chow no suele ser un perro que se enferme muy seguido ni tampoco un debilucho, es mayormente una raza fuerte y saludable, de hecho su esperanza de vida se encuentra por encima del promedio de las demás razas, viven cerca de 12 de años la mayoría de ellos aunque se sabe de ejemplares que han vivido hasta 15 años.

No es particularmente complicado mantener en buenas condiciones el pelaje de los chow chow, pero para esto hay que acicalarlos muy seguido desde cachorros, para conseguir que se acostumbren a al contacto, al cepillado y demás, en caso de que esto no se haga desde una edad temprana y con regularidad los Chow Chow pueden mostrarse agresivos desde el momento en que son tocados con un cepillo.

En lo que a los baños respecta solo debería bañárseles en caso de que estén excesivamente sucios o que huelan muy mal, de lo contrario unos dos o tres baños al año son suficientes, estos baños deben realizarse con champú y jabón que no alteren las propiedades del pelaje del perro y que sean de un PH neutro para que no repercutan en su piel, no deben ocurrir mientras el perro está digiriendo así como tampoco durante el periodo de vacunación además antes de mojarlos es importante taponearle de alguna forma los oídos para que no les entre agua, de preferencia con algo suave que no le cause molestias y que pueda ser retirado luego con facilidad, como bolas de algodón, es de suma importancia destacar que no se les debe exponer a la humedad excesiva ni al calor del sol excesivo, porque podría significar un daño considerable e irreversible para la piel del Chow Chow.

Es por esto que luego de cada baño debe tomarse el tiempo que sea necesario para secarlo cuidadosamente en cada rincón, el cepillado del pelaje debe de ser diario, con un cepillo de cerdas y otro de púas, teniendo cuidado de retirar solamente el pelaje que se vea muerto y de mal aspecto y no el naciente y bonito, si no se hace a diario lo más probable es que se le hagan nudos en el pelaje bastante incomodos e incluso dolorosos que solo pueden ser quitados con un esquilado.

Otro detalle de gran importancia es el programa de vacunación, el cual debe ser dictado por un veterinario y seguirse al pie de la letra, también cada cierto tiempo es bueno llevarlo a que se le realice una desparasitación así como dos visitas anuales al veterinario como mínimo para que cualquier problema de salud que pueda empezar a manifestarte en tu amada mascota sea detectado a tiempo para actuar contra él.

Los Chow Chow no son una raza muy enérgica, prefieren estar echados la mayor parte del día, pero eso no quiere decir que no tengan que hacer nada de ejercicio, la falta de ejercicio puede conllevar a atrofia muscular, sobrepeso e incluso algo parecido a la depresión, el perro puede mostrarse triste y decaído, 80 minutos de caminatas y paseos al día deben ser suficientes para evitar esto, sin embargo a la hora de pasearlo hay que tener en cuenta que estos perros son bastante sensibles al calor, en especial si llevan el manto largo, por lo que un paseo en verano justo en las horas en que el sol brilla con más fuerza no son particularmente una buena idea, en estas condiciones un paseo por la mañana o ya bien entrada la tarde evita cualquier riesgo de que sufra un golpe de calor, los cuales no son inusuales en esta raza.

Cómo entrenar, educar o adiestrar un perro Chow Chow

Los Chow Chow tienen un carácter bastante fuerte el cual hay que saber llevar, son una raza de perro muy dominante y con marcados instintos territoriales, si carecen de un dueño que se muestre firme y actúe como el macho alfa de la familia, van a tomar ese lugar, se van a comportar como si ellos fueran quién manda y cuando se trate que realicen una acción en particular o incluso cuando las cosas no se dispongan como ellos lo desean.

chow-chow

Tratarán de imponer su dominancia por la fuerza y mediante agresión, por esto es estrictamente necesario que se les eduque con mano firme desde una temprana edad.

Son perros bastante inteligentes y por eso aprenden con facilidad y rapidez, pero no responden bien a los entrenamientos de obediencia, aunque con mucha paciencia y trabajo dicha actitud se puede ir corrigiendo poco a poco.

Un detalle importante de esta raza es que son perros muy fieles, una vez están acostumbrados a un “amo” es sumamente difícil hacer que se adapten a otro distinto, esto debe tenerse en cuenta al momento de adquirir un Chow Chow, para que este tenga tiempo de acostumbrarse a usted y no deba fidelidad quien sea que lo haya criado debería conseguirlo desde muy cachorro y conseguir conectar con él, más precisamente la edad de adopción mas recomendada es entre las 8 y las 12 semanas de edad.

Hay que ser consistente con los permisos que se le den, si algo le es permitido un par de veces y luego se trata de prohibírselo puede que reaccione con terquedad y no se lo tome precisamente bien, por ejemplo si siendo un cachorro se le deja dormir en la cama y luego cuando esté más grande se precisa que duerma en el suelo, va a tomarlo muy mal y va a costar un montón que se apegue a nuestro nuevo deseo.

Por esto se debe tomar en cuenta que comportamientos se quieren fomentar, y a que lugares se le piensa conceder acceso durante el resto de sus días, si se quiere condicionar cada aspecto de su comportamiento se tiene que emplear más esfuerzo del común porque puede ser algo caprichoso, para poner un ejemplo es posible que si se le prepara una cesta o canasta a modo de cama para sus primeros días, este prefiera dormir sobre una alfombra o directamente sobre el piso, como este existen muchos otros ejemplos de ocasiones en las que algo que está previsto que se haga de cierta forma, debido a la terquedad del Chow Chow no podrá ser de dicha así de buenas a primeras.

En el pasado fue usado con un perro guardián, y puede que aun queden remanentes de tal comportamiento en tu perro, de ser así no le gustara que personas extrañas entren en su zona de confort, que usualmente es toda tu casa, si quieres que no se comporte hostil con las visitas debes llevarlo fuera con regularidad.

Para que este acostumbrado a que hayan personas extrañas en su entorno, no se altere con ellas y en cierta forma haga de lado su instinto de guardián, la socialización propiamente realizada y desde etapas tempranas con otras personas, particularmente niños y otros perros es obligatoria, con las personas extrañas normalmente solo se muestra distante pero con los perros extraños puede que se muestre incluso agresivo, es por esto que se debe hacer énfasis en la socialización con otros perros.

Los Chow Chow no son muy amantes del ejercicio, por eso si se les quiere inscribir en concursos de esfuerzo físico o agilidad puede que sea una tarea algo difícil, tampoco destacan por encima de la media en obediencia, realmente sus atributos son tanto su apariencia como inteligencia.

El vínculo que un perro de esta raza mantiene con su criador puede llegar a ser muy fuerte, por eso hacemos hincapié en que debe vigilarse cómo se comporta el perro cuando hay personas cerca de su amo, ya que el Chow Chow puede ser sobreprotector o puede decirse que hasta posesivo, los comportamientos de este tipo deben ser detectados y corregidos a tiempo, no se les debe reforzar ni premiar puesto que podrían ser causantes de comportamientos agresivos cuando el guía del perro se encuentre con otras personas.

Debió al poco ejercicio que a estos perros necesitan una actividad que se les puede ensenar es la de buscar y traer algún juguete, aunque se debe elegir el juguete con cuidado, este no debe ser muy frágil porque podría romperlo así como tampoco muy pequeño y en ambos casos corre el peligro de tragarlo.

Cualesquiera que sean los comandos que se le quieran ensenar el aprendizaje de estos comandos debe realizarse mediante un entrenamiento que se base en incentivos y refuerzos positivos y no en castigos y acciones negativas como gritos o aun peor, golpes, cuando realice correctamente una acción o se comporte exactamente como queremos una golosina, caricias y palabras de aliento inmediatamente después harán que asocie su comportamiento positivo con nuestro afecto y premiación.

Comportamiento con los Humanos

Los Chow Chow son una raza de perros que han convivido con el hombre desde hace muchísimo tiempo, de hecho se estima que los ancestros más antiguos de estos perros ya existían hace no menos de 2000 años, por lo que todo este tiempo los Chow Chow han conseguido adaptarse a estar con personas y les va muy bien haciéndolo.
Sin embargo el uso o más bien el trabajo que con más frecuencia las personas le asignaban a estos amigos, los hizo bastante selectivos en cuanto a sus relaciones con los humanos, debido a que eran usados como perros que guardaban las propiedades.

Estos perros desarrollaron un comportamiento y relación afectuoso hacia sus dueños, pero muy poco afable y hasta hostil para con el resto de las personas, ya que su trabajo era precisamente mantener a los intrusos fuera de sus dominios y usualmente cualquiera que no fuese de la familia entraba automáticamente en la categoría de intruso, esto ha causado que en ocasiones se muestren reacios a aceptar la presencia de visitantes extraños que hayan sido traídos voluntariamente por los dueños.

Por supuesto cada ejemplar es distinto y por lo tanto pueden haber excepciones pero para la gran mayoría, si no tienen una buena educación la tendencia dominante es la de mostrarse hostiles ante las personas ajenas a ellos, la solución más obvia es la de acostumbrar a los perros a estar entre humanos y a comportarse debidamente mediante la correcta y constante socialización.

Los perros Chow Chow suelen presentar el problema de que por su apariencia esponjosa y tierna muchas personas tienden a querer acariciarlos, pero estos no se sienten cómodos al recibir cualquier contacto que no provenga de uno de sus amos, con los extraños, en los mejores de los casos, se comportan con indiferencia y se dedican a ignorar las visitas o a observarlas desde una distancia cómoda y prudente, son bastante obstinados y no les agrada ni una pizca que su espacio personal sea invadido o violado por un recién llegado.

Hacia los dueños el comportamiento que predomina es uno de posesividad o sobreprotección, recela mucho de la cercanía de extraños a sus dueños e incluso en ocasiones esto puede desembocar en acciones agresivas, cualquier comportamiento de esta índole debe ser percibido y posteriormente corregido en lugar de fomentado, con el fin de evitar tener un perro agresivo que no permita atender a las visitas con el casa.

Otro punto importante a tener en cuenta es que son excesivamente dominantes, sobre todos los machos ven a la familia como una suerte de manada en la que tiene que haber un líder o macho alfa y van a procurar tomar ese lugar si no se les trata con firmeza y estrictez, es necesario dejar bien en claro cuál es su lugar dentro de la familia porque su comprensión de esta información juega un papel fundamental en el trato que este tiene con los integrante de dicha familia.

Si se le deja que imponga su carácter dominante en una ocasión, va a haber un enfrentamiento cuando se le quiera hacer entender que aquello fue una cosa de una vez, desde el momento en que crea que ha ganado el puesto de líder tratara a los demás como si le debieran a el respeto y obediencia y no al revés que es como debería ser, la enseñanza de la jerarquía es, por lo tanto, un punto de alta importancia.

Puede llegar a sentir un profundo afecto cuando ha mantenido una relación con sus dueños pero a diferencia de otros perros que muestran su afecto mediante caricias, lametones y demás, los Chow Chow tan dignos como son, puede a solo muestren su afecto y lealtad ofreciendo protección, no son particularmente dados a los mimos y caricias e incluso pueden llegar a obstinarse de estos al recibirlos en exceso.

Los perros Chow Chow a diferencia de otros perros no son tan pacientes con los niños, no les gusta tener a entrometidos en su espacio incluso si estos están acariciándoles o mostrándoles afecto, los niños en ocasiones pueden actuar de maneras que incomodan a un Chow Chow, en especial a uno joven que todavía no está plenamente acostumbrado a tratar con personas y se pone ansioso cuando le molestan, además también existe la posibilidad de que porque son niños tengan juegos pesados que lo hagan enojar o que lo lastimen inintencionadamente.

En estos casos el Chow Chow no muestra demasiada tolerancia y puede incurrir en la agresión, no es recomendable tener un bebe y un Chow Chow a la vez, para adoptar a un Chow Chow lo mejor es esperar que los bebes crezcan un poco para que se les pueda explicar cómo deben tratar al perro y que les es licito hacer, después de todo es mucho más fácil hacer que lo comprenda una persona que tiene capacidad de comprensión y raciocinio aunque solo sea un niño que un perro que ni siquiera entiende el lenguaje en su totalidad, si se puede conseguir que el niño o niña interactúe sin problemas con el perro, este recibirá con mayor facilidad a otros infantes.

Su Entorno

Cada raza de perro tiene sus particularidades que las diferencian, las hacer ser únicas y resaltar, pero de la misma forma que las condiciones del pelaje, la contextura, el carácter y el temperamento varían entre una raza y otra, varían también el entorno óptimo para que cada raza se desarrolle, viva mejor y más a gusto.

Lo que hoy nos atañe en este artículo son los Chow Chow quienes no son la excepción de lo antes mencionado, a pesar de que sí tienen unas condiciones óptimas para la vida, estas no son muy exigentes, principalmente hay que destacar no son una raza precisamente deportiva, no necesitan múltiples paseos largos por día, horas de juego, alta actividad física ni nada por el estilo, una familia completa no hace falta como es el caso de otras razas que requieren de tanto tiempo haciendo ejercicio a diario que tienen que los dueños tendrían que turnarse para poder atender el perro y cubrir sus obligaciones, una hora y un poco más de ejercicio cada día cubren esta necesidad, ya que no son fans de andar corriendo en espacios amplios no necesitan de una casa espaciosa o que tenga un patio particularmente grande, uno pequeño será más que suficiente.

Una consideración importante es que son bastante sensibles al calor y a la humedad, la humedad puede causarle enfermedades en la piel, deterior el pelaje y hacer que se creen molestos e incomodos nudos en el mismo, pero el calor es realmente el problema grave, son bastante propensos a sufrir golpes de calor los cuales pueden ser letales en ocasiones, tienen un denso y espeso pelaje que les abriga quizá demasiado, pero afeitarlo es equivalente a privarle de una de sus características más propias, por ello recomendamos que en caso de que viva en alguna zona en la que se pueda disfrutar de las 4 estaciones.

Preste cuidadosa y particular atención a su perro en verano, es buena idea reducir el largo del manto a principios de verano, para que el calor pueda escapar de ellos con mayor facilidad, así como mantenerlos en un sitio fresco, bajo la sombra y si están dentro de la casa, con aire acondicionado, no está demás decir que hay que evitar llevarlo a hacer ejercicio, pasear o jugar en las horas más calurosas del día.

Para el otoño y el invierno o si vives en un lugar donde hace frio todo el año o la mayor parte de él, no te preocupes las bajas temperaturas no deberían suponer un problema grave para ellos, ya que su doble capa suele ser suficiente para mantenerlos calientes, incluso este es el clima en el que se recomienda que vivan.

Es bueno para la caza, el pastoreo, e incluso para tirar de un trineo, por lo que una granja o la vida en el campo no se puede decir que le siente mal, por el contrario así es como vivían sus antepasados aunque puede que cueste un poco convertirlo en un perro trabajador ya que con el tiempo que ha vivido siendo mascota que se ha vuelto algo holgazán.

Las personas que conviven con él y por lo tanto forman parte de su entorno tienen que ser pacientes al tratarlo, su aspecto de león de peluche puede provocar que quieran abrazarlo instantáneamente y esto puede ser un error si todavía no ha sido educado, en cada movimiento se le tiene que conceder su tiempo y espacio, sus amos tienen que conectar con el lentamente y hacer las presentaciones con nuevas personas casi un ritual, hasta que el perro vea a las demás personas como algo natural, de lo contrario siempre será reservado, tímido y retraído, puede vivir en un patio o jardín que dé con la calle de manera que se acostumbre al paso de los transeúntes y otros perros que pasen cerca de él.

Esto sumado a una constante y correcta socialización conseguirán si bien no eliminar, al menos reducir el sentimiento de enajenación del Chow Chow por los otros seres vivos, reduciendo también cualquier vestigio de ansiedad social y temor por su entorno, aun así no se debe descartar un espacio en el que pueda aislarse o estar solo de vez en cuando, cosa que estos peludos amigos valoran mucho debido a su carácter altamente independiente, aun teniendo en cuenta esta independencia no se les debe escatimar el afecto y la atención, una vez que el perro entra en confianza y se siente cómodo, y siempre y cuando su comportamiento sea el correcto las muestras de amor hacia el son beneficiosas y bien recibidas.

Un punto importante es que así como se debe educar al Chow Chow sobre cómo tratar a otras personas y perros, a los niños que convivan con el también hay que ensenarles cómo tratar a estos canes, casi la totalidad de las agresiones de estos perros hacia los niños se deben a comportamientos inadecuados de estos últimos.